Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de febrero, 2018

EL JARRON DORADO

La Plenitud del Verdadero Propósito.
Hoy estamos de Aniversario! Hace 17 años nos dimos el sí ante Dios y hemos crecido enormemente cada día complementándonos mejor. Con ésta fábula les comparto uno de nuestros secretos para poder ser feliz juntos. 

En una mágica galería de arte, un antiguo adorno de alabastro y figuras talladas en oro era una de las piezas principales. A pesar de provocar la admiración de todos y ser la imagen que el museo utilizaba en las impresiones, publicaciones y papelería, frecuentemente sentía que algo le faltaba y le invadía un dejo de tristeza.
Cada noche cuando ya las personas se habían ido, se ponía a conversar con sus compañeros sobre su pesar.
- Ha pasado otro día sin saber lo que me pasa- dijo con voz entrecortada- pero siento que algo me falta.
-La verdad no entiendo -dijo un Picasso- ni yo con mi espectacular colorido alcanzo tantos elogios como tu.
-Es verdad- dijo un papiro egipcio- Yo existo desde antes que tu y sin embargo, nunca tantos halagos me acom…

EL HILO DE LA BOBINA

Saber Cuando Parar es de Sabios.

Luego de tener en desuso por años mi maquina de coser, empecé a tomar un curso de costura. Dentro de las cosas más importantes está el ensartar correctamente la máquina con dos hilos; uno en la parte superior que pasa por varios lugares y termina en la aguja y otro que sale de la parte interior de la misma, desde una capsula con un carretel que se rellena, a lo que llamamos bobina. Con estos dos hilos entonces se produce la costura.
Fácilmente mientras cosemos podemos ver las puntadas que van quedando en la parte superior de la tela, pero para ver las de la parte inferior debemos parar y voltearla, verificando así que la costura está en la forma correcta. Esto es lo que me ha hecho reflexionar esta vez.
Mientras cosía una falda de paneles blanca, verifique un par de vecesy la puntada era perfecta, por lo que simplemente cosí y cosí sin parar, largas costuras. Cuando paré con la suposición de que ya había terminado, me di cuenta que no había hecho nada, ¡n…

LA ESTACA

Herramienta de Apoyo o Muleta.
Muchas veces cuando plantamos un arbusto o un árbol, colocamos un soporte de madera al cual amarramos el tronco para dar apoyo, mientras las raíces se asientan y éste queda erguido por si solo, a esto le llaman estaca. Ese fue el caso de los tres pinos que plantamos en el frente de nuestra casa en Santo Domingo, República Dominicana hace unos años.





Luego de casi un mes, ya estaban con sólidos cimientos y fui retirando la estaca de cada uno. Al llegar al último noté que se abalanzaba hacia un lado, su peso era mayor que su fuerza y sus raíces no estaban listas todavía, así que volví nuevamente a amarrarlo, esta vez colocando la estaca del otro lado.
Pasado nuevamente un mes, volví a soltar las amarras pero seguía encorvado, la estaca lejos de ser un soporte, se había convertido en una muleta. Me quede mirando el pino fijamente, era del mismo tamaño que los otros dos, su mismo color, forma y plantado en el mismo suelo. Sentí en mi rostro la brisa fresca de la…

LAS EXPECTATIVAS Y LA FELICIDAD

Aceptando lo que nos dan como el Mejor Regalo 

Que esperar cuando estás esperando fue uno de los libros que me instruyeron cuando iniciaba la aventura de ser madre. Me explicaba que sucedería cada mes en el embarazo y así podía saber si todo estaba dentro de lo que era normal, dentro de las expectativas para un desarrollo saludable. Esto fue una excelente herramienta para darme el conocimiento y la tranquilidad en esta etapa.  Para las relaciones de pareja y la vida en general hay muchas herramientas para ayudarnos, pero casi siempre nos creamos una serie de expectativas. 
En las relaciones de pareja, como en casi todo en la vida, hacemos una proyección en nuestra mente. Pasamos una película de cómo será cuando encuentre a esa persona especial que Dios a puesto para mi en este mundo, como me sentiré física y emocionalmente cuando estemos juntos y como será esa convivencia en el día a día. Si tienes una gran imaginación como yo, hasta imaginarás los colores de las paredes y las sonrisas …